AQUELLOS SILENCIOS QUE MI ALMA HA GUARDADO DURANTE TANTOS AÑOS,AHORA HABLAN EN ESTE RINCÓN PERDIDO, EN EL QUE SE ENTREMEZCLAN LOS ECOS DE LO REAL Y LO IMAGINARIO, QUE LLEGAN, DESDE LO MÁS PROFUNDO DE MIS ADENTROS.

Tú acomódate, desnuda tu cuerpo y tu alma, embriágate del aroma a sándalo… y sueña.

sábado, 28 de noviembre de 2009

Sin la esencia de tu aroma



Necesito que los trazos de tu movimiento levanten el aire que respiro, que el cálido vapor que emana tu piel, empañe el cristalino de mis ojos, y que mis oídos latan al compás del ritmo de tu voz.



Mis sueños rebelan líquidos deseos en mi imaginación, llenando mis momentos de ti, quemando mi piel con tu recuerdo, vistiendo mi alma de tus caricias cálidas como la arena de la playa.


Me ahoga la falta de aire sin tu presencia, me asfixia tu ausencia, sólo puedo respirar si tú estás cerca. Y ahora que comparto lecho con mi soledad, en estas noches eternas, pronuncio tu nombre que se evapora entre mis labios, creando finas volutas de suave luz que se dispersan entre las sombras de mi añoranza.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Te dejo muchísimos saludos y brindo especialmente por tus palabras.

Un abrazo de cierto modo.

Le loup.

VANIDADES dijo...

Del modo que tu quieras, mi lobo.